Habrá dos líneas de ayudas dedicadas a los contratos indefinidos, una para contrataciones iniciales y otra para la transformación de contratos indefinidos en temporales.

321299-620-282

El Consejo de Gobierno ha tomado en conocimiento el decreto que regula los incentivos a empresas que contraten a personas con discapacidad, que prevé ayudas directas a aquellas que asuman esa contratación de forma indefinida y, por ver primera, a las que adapten sus puestos de trabajo a estas personas.

Según ha detallado este miércoles en rueda de prensa el portavoz del Ejecutivo regional, Nacho Hernando, en una primera línea de ayudas, habrá dos dedicadas a los contratos indefinidos, una para contrataciones iniciales y otra para la transformación de contratos indefinidos en temporales.

Habrá una subvención base de 4.000 euros por contrato y otra adicional de 1.300 euros o de 2.000 si la persona es mujer. Esas ayudas podrían incrementarse en función del grado de discapacidad y la edad de los contratados.

Una segunda línea de ayudas irá destinada a la adaptación de los puestos de trabajo a las personas discapacitadas y tendrá una cuantía máxima de 900 euros, para “facilitar que las empresas puedan eliminar todo tipo de barreras y modificar sus condiciones de trabajo, para que pueda ser realizado sin ningún tipo de obstáculo”, bien sea físico, de mobiliario, o de horarios.

CENTROS ESPECIALES DE EMPLEO

En este ámbito, Hernando ha dado cuenta de las subvenciones para los centros especiales de empleo, de casi 12 millones de euros, con las que el Gobierno financiará el 50 por ciento del Salario Mínimo Interprofesional de las personas contratadas si son trabajadores con discapacidad residentes en Castilla-La Mancha.